||Futuro del sector ERP 2015-2020

Futuro del sector ERP 2015-2020

El futuro del software de gestión empresarial.

El sector de los desarrolladores de software está en constante evolución. Ante nuevas necesidades, se deben generar nuevas soluciones en forma de aplicaciones que garanticen las buenas prácticas profesionales de las empresas. ¿Entonces, cuál es el futuro del software de gestión empresarial?

Lo que hemos aprendido de los sistemas ERP en 2016

Los software de gestión han ido adaptándose paulatinamente a las nuevas realidades profesionales. Así, por ejemplo, hace unos años era impensable pensar que un software llegase a automatizar los procesos rutinarios de las empresas.

La lección aprendida en 2016 es la importancia de la nube en las labores de gestión empresarial. Los expertos coinciden en que pronto se convertirá en el modelo más utilizado frente a la propiedad.

Estar en la nube ofrece múltiples ventajas competitivas: es un sistema más económico, más flexible, con un mayor nivel de adaptabilidad a las necesidades de las empresas. Además, ofrece grandes servicios de conexión permanente y de movilidad, que permiten conciliar la vida laboral con la personal.

No obstante, otra opción es la nube híbrida, que permite combinar la modalidad del ERP en propiedad o propietario y del ERP cloud, una opción muy popular en la actualidad que permite explotar las mejores funcionalidades de ambas.

¿Desaparecerán los ERP clásicos?

Un ERP es un software de gestión cuyo objetivo principal es facilitar  los procesos de gestión de las empresas para que estas puedan ganar en productividad y rentabilidad. Esa es su razón de ser. Ahora bien, los tiempos cambian, y las necesidades de los clientes y empleados también, por ello las empresas deben hacer frente a ese reto para no quedar relegados en la carrera en la innovación empresarial.

Más que desaparecer, el ERP clásico va a tener que adaptarse a la nueva realidad y evolucionar. El futuro del sector ERP para los próximos años va a estar dirigido a la mejora de aspectos tan fundamentales como los siguientes:

  1. Flexibilidad: una empresa es flexible cuando es capaz de aprovechar las oportunidades que surgen y cuando minimiza los riesgos para evitar fracaso. De esta forma, un software de gestión ERP debe soportar los problemas que surjan con cuestiones esenciales del negocio, como fusiones, internacionalización, especialización, escisiones…
  2. Aprovechar la información: conectar y analizar la ingente cantidad de datos que se genera en la era de Big Data permitirá extraer un valioso conocimiento de cara a tomar decisiones importantes por parte de la directiva de la empresa. Las herramientas de Business Intelligence que poseen los software de gestión son clave para la realización de estas tareas.
  3. Movilidad: los software deberán contar con soluciones móviles integradas si quieren seguir a flote durante los próximos años. Nuestras costumbres cotidianas han sufrido una gran transformación debido al impacto del desarrollo del teléfono móvil, y esta realidad también existe en el ámbito de la gestión empresarial. Trabajar desde cualquier lugar, en cualquier momento y con toda la información en un dispositivo electrónico van a ser requisitos de primer orden en el futuro de los negocios,
  4. Poner el foco en las ventas y en el marketing: la mejora de la economía mundial constituye a la vez una oportunidad y una amenaza. Si bien es verdad que habrá más demanda, también aparecerán nuevos competidores. Para afrontar esta situación, los sistemas de gestión ERP deberán potenciar funcionalidades en el ámbito de las redes sociales y ahondar en la automatización de los procesos de gestión y del marketing.

Es indiscutible que el cloud computing tiene cada vez más presencia en la gestión empresarial, debido a los grandes beneficios que aporta.

El software de gestión empresarial ERP está en contínuo proceso evolutivo, intentando adaptarse al nuevo contexto empresarial de las corporaciones y a la digitalización de los procesos. Solo de esta forma, la productividad y el rendimiento se podrán incrementar, y como consecuencia los productos o servicios ofrecidos podrán reducir los costes de producción y aumentar la calidad final del producto ofertado, sin subir el precio final. Así, se cumplirán las exigencias actuales y de futuro de nuestros clientes objetivos.

2017-11-21T14:55:25+00:00 29 diciembre, 2016|Categories: ERP|Tags: , |0 Comments

Leave A Comment